Archivo de la etiqueta: Pascual Condito

PANTALLA PINAMAR 2016 – Sonata para violonchelo, película española

UN FILME  QUE GRACIAS A PANTALLA PINAMAR LLEGARÁ A LOS CINES ARGENTINOS  –

marian
Marian Matachana, productora de la película española “Sonata para violonchelo” de Anna Bofarull.

La productora Marian Matachana participó de Pantalla Pinamar 2016 en cuyo transcurso presentó la película Sonata para violonchelo dirigida por Anna M. Bofarull que filmó el guión de su autoría.
Matachana contó que el filme se financió en gran parte por medio del sistema crowdfunding para el cual realizaron un video de presentación en el que pusieron especial cuidado en que la historia, que trata sobre una enfermedad, no fuera deprimente.
La trama cuenta la historia de una mujer enferma de fibromialgia, enfermedad que afecta a la madre de la directora Anna M. Bofarull, aunque el argumento cinematográfico es totalmente ficción.

Festivales de cine y la BBC

Sonata para violonchelo tiene música interpretada por Lluís Claret, chelista que fue alumno de Pablo Casal y fue filmada en siete semanas en Cataluña.
Una vez concluida la producción, la película fue presentada en el Festival de Cine Español de Málaga y en el World Premieres Film Festival 2015 donde la directora Anna Bofarull fue nominada al Gran Premio del Festival.
La película no logró distribuidor en España por lo que las productoras debieron hacerse cargo de esa tarea y así fue exhibida en diez salas.
La BBC tuvo conocimiento de su estreno y la compró para ser estrenada en Londres donde es muy alto el porcentaje de mujeres afectadas por fibromialgia.

Pascual Condito, Silvina Baum y un encuentro cinematográfico que vende

La película Sonata de violonchelo tampoco tenía distribuidor en la Argentina hasta que en Pantalla Pinamar 2016 Pascual Condito asistió a una de las proyecciones y decidió comprarla para su exhibición.
Esa compra es otro éxito del Encuentro Cinematográfico Argentino-Europeo que dirige Carlos Morelli, al que se suma el hecho de que en la edición 2015, Silvina Baum, Directora de Marketing de Village Cines compró la película Regreso a casa para ser exhibida en las salas del mencionado complejo cinematográfico.

Sinopsis y crítica de Sonata para violonchelo

Julia, una mujer de 50 años, es una exitosa violonchelista que ofrece conciertos por todo el mundo.
La música, que es su pasión,  absorbe su vida aunque siempre tiene tiempo para la vida social y la compañía de sus amigos.
Todo lo resulta bueno pero un enemigo la acecha desde hace varios años en la forma de intermitentes dolores musculares hasta que le diagnostican fibromialgia, una enfermedad crónica e invalidante.
Todo el desarrollo de la película se ha realizado con el cuidado de no utilizar golpes bajos en la narración.
La historia se centra sobre todo en la pasión de la protagonista por la música y lo que le sucede a una persona cuando se da cuenta que deberá adaptarse a vivir una nueva realidad de la que está excluida la actividad que es la pasión de su existencia. Trailer aquí.
CARLOS HERRERA

BAFICI 2015 y la censura – Un inesperado preestreno

LA CENSURA EN LA ACTIVIDAD CINEMATOGRÁFICA ARGENTINA EN UN DOCUMENTAL CON HUMOR –

La calle Lavalle de Buenos Aires, "la calle de los cines" durante la década de los años ´60.
La calle Lavalle de Buenos Aires, “la calle de los cines” durante la década de los años ´60.

Santiago Calori aborda el tema de la censura que sufrieron los cineastas y distribuidores argentinos y comienza por mostrar lo que era la actividad de los cines con fotografías de las numerosas salas que estaban ubicados en la calle Lavalle y la multitud de espectadores que invadían las cuatro cuadras de esa arteria que van desde Florida a Carlos Pellegrini al comienzo o al término de las proyecciones hasta la década de los ’60.
La película marca el comienzo de la censura en 1966 cuando el Gral. Onganía asume el poder de facto y continúa hasta 1983 cuando se restaura la democracia luego de los numerosos golpes de estado militares que afectaron a la política argentina.
Fue una época oscura para el cine pero Santiago Calori prefirió ponerle humor a su relato, una forma de demostrar lo ridículo que fue el accionar de los censores Ramiro De la Fuente y Paulino Tato al decidir lo que podían ver los argentinos.
En el filme hay muchos testimonios valiosos como los de Bernardo Zupnik, Fernando Martín Peña, Fabio Manes, Daniel Meleros, Bobby Flores, Alejandro Sammaritano, Ricardo Rois, Pascual Condito y Martín Feldman.
Ellos cuentan sobre la particular creatividad que debieron desarrollar los directores y guionistas para no autocensurarse y los distribuidores para evitar cortes de las películas que pretendían proyectar o la directa prohibición de las mismas.
Santiago Calori no le resta la gravedad a los perjuicios que la censura le ocasiona al arte y Un inesperado preestreno está evidentemente en la nueva línea de los documentales argentinos en los que los directores testimonian pero al mismo tiempo entretienen al espectador, porque en definitiva el mensaje llega mucho mejor cuando se tiene a la platea pendiente de lo que ve en la pantalla.
La censura no es cosa buena eso queda claro para el espectador que a lo largo de la proyección sólo deja de reir para… sonreir.
Quizá de manera traviesa, o no, casi sobre el final de la película el director toca el tema de los títulos con los que se rebautizaron a algunas películas para hacerlas comercialmente atractivas y cuando se habla sobre el policial “Julie Darling” que en la Argentina fuera retitulado como “Déjala morir adentro”, más de un espectador se lleva una gran sorpresa.
Un inesperado estreno es una acertada elección de los programadores de Bafici 2015.
Carlos Herrera